Déjà vu

Recuerdo que iba caminando, solo, nadie a mi lado que me hiciera compañía. Las gentes que caminaban a mi alrededor y en todas direcciones veían siempre al horizonte (¿?) inexistente, en algún lugar del fondo de la ciudad. Pero nadie me miraba, ninguno advertía  mi presencia ahí. Era invisible por primera vez.

No tenía rumbo fijo, y de haberlo hecho, simplemente no me daba cuenta. Caminaba por lugares conocidos sin consciencia alguna y sin la necesidad de tenerla. Mis pasos marcaban el camino por el que habría de andar automáticamente. Mi cerebro no funcionaba como yo lo recordaba. No pensaba en absoluto… de todas maneras no hacía falta. “Yo” sabía exactamente a dónde me dirigía, sólo que no me daba cuenta.

La ciudad empezaba a quedar atrás. Las luces de los postes se prendían una tras otra, como una coreografía destellante sin sentido. La noche caía y con ella las sombras que traían el gélido aroma de la oscuridad, pero mi cuerpo no era capaz de sentirlo, ni siquiera era capaz de notar el roce del viento contra mi piel.

Esa misma oscuridad cegaba y ocultaba los huecos en el camino, pero mi andar no ralentizaba, a pesar de no poder ver casi nada, mis pies tenían memoria de algo, porque me conducían al lugar al que debía llegar. Podían ver aunque no tenían ojos.

Me di cuenta de que estaba llegando por la luz que desprendían las ventanas de la casa. La construcción había sido emplazada totalmente alejada de la población. Quizás para prevenir que los espíritus y sus demonios se juntaran con los vivos que ignoraban, o preferían no advertir de su existencia.

Entré al lugar, aunque nadie se dio cuenta de nada. Nadie oyó mis pasos ni el golpe seco que dio la puerta al cerrarse con el viento. Nadie vio que había alguien más en la habitación. Probablemente alguien sintió algo, una brisa, un olor, un roce… o simplemente un susurro sin sentido, que prefirió callar a costa de saberse a sí mismo presa de una paranoia irrefrenable, o tener que cargar con el estigma de que los demás lo crean loco.

La mayor parte de ellos estaban callados, tenían miedo, o quizás la quietud del lugar los aplastaba inmisericordemente en el pecho, impidiéndoles producir sonido alguno. La tenue luz del lugar permitía que, entre los recovecos se escabulleran sombras visitantes, que evadían ser vistas por los asistentes.

Caminé entre las bancas intentando encontrar alguien a quien pudiera reconocer, sin lograrlo. Sus caras estaban borrosas. Sus alientos, distantes. Cuando apenas llegué, parecía que había sólo unos pocos. Ahora eran muchos más. Todos vestidos de negro… todos desconocidos.

Al final de la sala, había un ataúd, y junto a él dos personas que observaban por la ventanilla del mismo, al cuerpo de aquél que se encontraba dentro. Yo no me di cuenta, pero en apenas un par de pasos estuve al pie del mismo, y me acercaba a él mientras los dos que antes estaban a su lado, se recogían a sus asientos.

No entendía por qué pero tenía que ver el interior. Quizás fuera mi imaginación pero de repente, sólo quedábamos en el cuarto inmenso, ese sarcófago y yo.

Me sentí más solo que nunca.

Miré a través del vidrio.

Era yo.

Lenin V. Paladines Paredes

lv.paladines@gmail.com

@lvpaladines

Creative Commons License
Este trabajo se encuentra protegido bajo una licencia Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License. que permite descargar descargar el contenido y compartirlo con otros siempre y cuando se reconozca el crédito correspondiente al autor, sin cambiarlo ni distribuirlo comercialmente.

Anuncios

2 pensamientos en “Déjà vu

  1. María Belén dice:

    Este es uno de mis preferidos =)!

  2. dukas dice:

    Tremendo, conmovedor,realista y vibrante
    Eugenia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s